sábado, 3 de julio de 2010

COMO ES TU CUERPO



"La moda es cultura", dijo el modisto francés Pierre Cardin... Porque la moda es mucho más que un vestido; es el reflejo de una forma de pensar, un estilo de vida. De la mano de conocidos diseñadores; te damos las pautas de cómo llevar la moda del nuevo milenio para que eligas sin equivocación tus prendas. Aquí tienes un montón de trucos para esconder esos pequeños defectos y sacar el mejor partido posible a tu figura:



MUY ALTA Y DELGADA

La altura de esta mujer será entre 1,70 y 1,80 cm y nunca habrá tenido un kilo de más. Los pantalones que favorecen a esta figura son anchos, de pinzas y con caída, y los rectos, incluidos los tejanos a la altura del tobillo o con vuelta en los bajos para acortar la figura. La falda es la prenda que mejor le sienta a este tipo de mujer, pero hay que subrayar la falda estampada y las evasé. Los bolsos, grandes, y la bisutería, llamativa pero nada recargada.

Poco pecho: Usa blusas con bolsillos, pliegues o frunces a la altura del pecho y pañuelos llamativos.


BAJITA Y CON FORMAS REDONDAS

Esas mujeres que miden menos de 1,60 y utilizan una talla superior a la 44 no lo tienen fácil a la hora de encontrar prendas de moda. En cuanto al traje de chaqueta, que debe ser de un solo color y en tono oscuro; es preferible que la chaqueta vaya un poco entallada y que llegue por debajo del trasero. Los pantalones, mejor rectos, sin pinzas ni bolsillos, pero no ajustados. Alarga la silueta llevar todo de un solo color: medias, zapatos, falda... Los bolsos, más bien pequeños, y la bisutería, muy discreta.

¡Atención al trasero! : Van bien las prendas que lo cubran, pero algo entalladas en la cintura. Las faldas, amplias y con caída, evasé o rectas, no ajustadas: los pantalones, vaporosos.

Ancha de caderas: Es la típica figura mediterránea. Con dos tallas menos por arriba que por abajo, a veces vestirse resulta un verdadero calvario. Por eso; la finalidad de las prendas debe ser atraer la mirada hacia la parte superior del cuerpo con aplicaciones o tonos más llamativos en la zona. La prenda más aconsejable es la chaqueta. Ideales las que conceden importancia a los hombros y ciñen algo la cintura. También las gargantillas y collares ayudan mucho. El tono oscuro en las prendas inferiores, como pantalones rectos y largos hasta el tobillo, o bien anchos, pero con caída y sin pinzas.


CON ESTATURA Y DE SILUETA ATLÉTICA

Se trata de un tipo de mujer que se identifica con la definición "más bien grande". El traje de chaqueta que más disimula esta fisonomía es el de pantalón recto con una vuelta en el bajo y chaqueta con largo ¾ y solapas llamativas. Los jerseys van largos y con caída. Éstos se pueden combinar con pantalones rectos y discretos. También creará proporciones la falda larga, a media pantorrilla y con algo de vuelo. En cuanto a los complementos, los zapatos planos y los bolsos asas o tirantes anchos. La bisutería vistosa, pero evitando los collares muy largos (máximo hasta el principio del pecho).

Si tienes mucho pecho: Conviene evitar las prendas stretch, a menos que se lleven con un chal o un pañuelo vaporoso. El sujetador, de la talla justa, nunca más pequeña; los escotes, medianos, 5 ó 6 cm por debajo del cuello, antes del inicio de la línea del pecho.

Cintura ancha: La sensación de la mujer con este problema es la de verse "cuadrada". Pero si el resto de la figura tiene proporciones adecuadas, es fácil disfrazar este pequeño defecto. Favorecen los modelos con mucha caída. El movimiento es muy importante. Sientan bien los pantalones rectos con prendas superiores amplias.


 BAJITA Y MENUDA

De preocupaciones o complejos, nada. Ya se sabe: Los buenos perfumes se guardan en frascos pequeños. Además, la moda ofrece a este tipo de fisonomía la posibilidad de permitirse bastantes lujos y de cambiar de estilo cuando apetezca. En cuanto al traje de chaqueta, es la prenda comodín, pues aumenta centímetros como por arte de magia. A destacar es el compuesto por chaqueta corta y ceñida con pequeño cuello sastre y falda. Respecto a los jerseys, cortitos y más bien ajustados. Ideales, los twin-set. (Conjuntos chaqueta- jersey). Los pantalones, que estilizarán esta figura con los estrechos a la altura del tobillo, los vaqueros rectos clásicos, con prendas superiores cortas. Las faldas, rectas por la rodilla. Si son largas, mejor larguísimas (que tapen el tobillo), de tejido liviano y con aberturas. De los complementos se puede abusar: collares largos, gargantillas... pero discretos.

Piernas cortas: Fantásticos los pantalones rectos de cinturilla alta y llevándolos todo lo largos que se pueda. Con falda o con pantalón, lleva mejor prendas cortas superiores. Pero si quieres cubrir el trasero, siempre la prenda larga desabrochada por delante para alargar.

Hombros estrechos: A evitar, las gargantillas; elegir chales y pañuelos envolventes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada