lunes, 20 de febrero de 2012

¿MATRIMONIO DURADERO?

Para todas las parejas recién casadas el reto más preciado para ellas es conseguir la felicidad absoluta, o mejor dicho, hacer que perdure la magia del romance de los primeros meses de casados. Sin embargo, el truco está en mentalizarnos de que ya somos totalmente felices.
Se pensamos de esta manera, la felicidad irá fluyendo en nuestras vidas, se dice que la mejor forma de lograr lo que queremos es pensando en positivo, mentalizándonos de que ya lo tenemos conseguido. Además, si nos ponemos a dedicar nuestra vida de Pareja  en estresarnos pensando todo el tiempo en como conseguir la perfección que nos dará la felicidad absoluta perderemos el tiempo llenos de ansiedad y temores, en lugar de disfrutarlo con nuestra pareja.

También es común que en muchas ocasiones cuando nos sentimos totalmente felices y completos nos llenamos de miedos de perder esa felicidad que conocemos ahora. Pero dejemos ese pensamiento negativo y enfoquémonos en mejorar como personas y poco a poco complementarnos más con nuestro compañero de vida, con el que desde ahora compartiremos todo. Con el paso de los años nuestra cultura nos ha llegado a inculcar que necesitamos agregarle cosas a nuestra vida para alcanzar la felicidad, pues entonces decidamos llenarlo con experiencias gratas y productivas.
Empecemos a compartir ambiciones en pareja, actividades deportivas, salir a ver una película, aprender a cocinar una nueva comida... existen miles de actividades que podemos realizar en pareja que nos ayudan a compenetrarnos y que nos unen más. El mundo cada día es más superficial, y se encarga de enseñarnos que mientras más cosas materiales consigamos más felices seremos, volviéndonos sordos, ciegos, insensibles ante la realidad más profunda de ser felices.
Ya nadie se conforma ni acepta su propia felicidad ni siquiera sintiendo que encontraron al Amor  de sus vidas, la felicidad está dentro de uno mismo, es la pasión, agradecimiento y entrega con la que vives tu vida. No hay nada mejor que vivirla plenamente en compañía de la persona que amas y con las que decidiste pasar el resto de tus días.

¿Qué os parece esta reflexión sobre la felicidad en el matrimonio?
¿Cuál es vuestra receta de la felicidad en pareja?

La forma de dormir de una persona es una de las cosas más importantes cuando inicamos la convivencia con nuestra pareja, especialmente si es la primera experiencia que tenemos de vivir juntos. Como se sabe, no todas las personas tienen las mismas costumbres ni la misma forma de dormir, y esto a veces puede traer problemas en el momento en donde todo debe ser relajación y descanso.
Para una pareja es muy importante hablar de este tema antes de encontrarse con sorpresas desagradables. Lo más aconsejable es hablar de todas las manías sin importar lo raras que lleguen a ser estas. De esta manera, lograréis ese equilibrio que necesitáis para soportaros durmiendo juntos para toda la vida. A continuación, algunos puntos importantes y muy comunes en este tipo de temas.
¿Como duermes?
  1. En el momento de dormir: Las parejas deben comprender que es imposible cambiar los hábitos de las personas de forma rápida, esto llevará tiempo y tal vez no puedan cambiarse todas las manías. El diálogo será la mejor opción para cualquier tipo de molestia nocturna.
  2. Las posiciones para dormir: Dormir de formas raras o moverse todo el tiempo durante la noche no son exactamente cosas que se puedan controlar fácilmente, poco a poco encontrarás la posición ideal.
  3. El lado de la cama: Un punto muy importante, es que las personas siempre eligen de por sí un lado de la cama para dormir, y si por mala suerte este coincide con el de tu pareja se creará una molestia entre los dos. Se dice que se debe variar de lado para que los dos estén cómodos... pero la verdad es que a todos nos gusta tener "nuestro lado", así que, sin ninguna duda... ¡tendréis que negociarlo!
  4. ¿Calurosos o frioleros?: Otro clásico problema es de las temperaturas. Generalmente, se da que si tú eres calurosa, él es friolero y viceversa. Tal vez a ti te gusta dormir con la ventana cerrada y a él le gusta abierta de par en par. Hay muchas formas de llevar este tipo de cosas, como por ejemplo esperar que el caluroso se duerma para poder cerrar la ventana o alguna cosa parecida.
  5. La televisión o la radio: muchas personas no pueden dormir de manera normal y necesitan tener algún aparato encendido, ya sea la televisión o la radio para poder coger el sueño. Esto puede resultar molesto para la pareja que no necesite de esas cosas y más bien estos aparatos le impidan dormir bien. Establecer horarios razonables para los ruidos es una buena solución.
  6. Los ronquidos: la situación molesta por excelencia a la hora de dormir son los ronquidos, ya que no solo no te dejará pegar los ojos, sino que a tu pareja le molestará que le des golpes y lo despiertes cada 5 minutos por los ruidos que hace. Algunos pequeños avisos con cariño son las soluciones más básicas, pero si llega a otros límites se debe acudir a un especialista. Evita a toda costa los golpes y gritos ya que no lo hace adrede. En resumen, el diálogo es fundamental para cualquier tipo de problemas de pareja incluido el problema del sueño. ¡Empezad por elegir un buen colchón que os permita descansar cómodamente!
    ¿Como solucionáis vuestros problemas a la hora de dormir?



La honestidad es uno de los valores más importantes en los seres humanos, tratar de aceptar las cosas como son, ver la realidad y poder hablar de ella. Esto aporta un respeto propio y también hacia los demás. Ser honesto significa respetar la veracidad de las cosas y tener valentía cuando se tienen que afrontar.
Cuando solemos mentir mucho estamos negándonos la realidad a nosotros mismos, no solo a los demás, ya que terminamos envueltos en una falacia, engañándonos sobre como son las cosas sin dejarnos vivir la vida tal cuál es. Existen muchos motivos por los que uno suele mentir pero sin darnos cuenta terminamos ocultándonos nuestra verdadera forma de ser a nosotros mismos.
La sinceridad, el ser honesto, nos lo vienen inculcando desde pequeños normalmente, ya sea en el colegio o en casa, pero es en casa donde realmente lo analizamos más, lo difundimos y lo aplicamos. El ser honesto debería estar inculcado en nuestra educación familiar, ya que ayuda a nuestra capacidad de relacionarnos con el resto del mundo.
Cuando uno ama a alguien lo peor que puede hacer es ocultarle cosas, ocultar algo es lo mismo que engañar, la honestidad es uno de los valores más importantes para poder construir lazos fuertes y duraderos en una relación amorosa. Es lo que nos ayuda a generar confianza hacia la otra persona, la que nos ayuda a vernos de manera autentica.
Es muy importante que si no te lo inculcaron de pequeño empieces por aprender a que forme parte de tu vida por tu propio bienestar moral, más aún si estás por casarte y compartir tu vida con otra persona. Después de todo esa persona conocerá todo sobre ti y si realmente te ama aún sabiendo cosas no tan agradables permanecerá contigo.
Además, el casarse implica saber que estas formando un nuevo hogar, una nueva Familia  y que en cualquier momento vendrán más integrantes a ella, y por supuesto, no querrás inculcarles la mentira a tus hijos, por más que contigo si lo hayan hecho, uno siempre debe querer lo mejor para sus  hijos para que en un futuro sean mejores personas. La comunicación constante con tu pareja y tus hijos será la base de la confianza y sinceridad para mantenerse unidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada