martes, 3 de mayo de 2011

COMO PASARLA BIEN

Cinco tardes para compartir con tus amigas

Con la vida tan ajetreada que llevamos, algunas con la universidad, otras con el trabajo ó con los hijos, al final no queda tiempo para mucho, pero siempre debe haber tiempo para compartir con tus mejores amigas.
La amistad es algo que se debe cultivar y contribuye a dar un balance a nuestras vidas. El teléfono es útil de vez en cuando, pero nada se compara a una de esas reuniones donde te ríes hasta más no poder recordando viejos tiempos, y de paso te pones al día en cuanto a las vidas de cada una.
Anímate y llama a tus amigas del alma para organizar una de las cinco divertidas tardes que te proponemos:
1. Cine vespertino
¡Convierte tu casa en una sala de cine! Cada una puede traer un DVD distinto para elegir entre todas y también algún refresco o merienda para la charla antes de la película. Es el momento perfecto para ver una buena comedia o esa girly movie que no puedes ver con tu chico porque le aburre. Preparen palomitas (pop corn, millo o como les llamen) estilo casero, cierren las cortinas y todo estará listo para: luz, cámara y acción!
2. Tarde para recordar
¿Desde hace cuanto no ves a tus súper amigas de infancia, de la escuela o de la universidad? Es hora de desempolvar tu vieja libreta de teléfonos y contactarlas para reunirse lo antes posible. Lleven todas las fotos, videos y recuerdos que tengan a mano para que se forme la diversión. Pueden encontrarse en el Café que siempre frecuentaban, en tu casa o en un lugar tranquilo donde nadie se moleste por sus carcajadas!
3. A degustar se ha dicho
Con el mundo tan globalizado en el que vivimos, puedes deleitarte con la cocina tailandesa, africana, caribeña, japonesa, italiana y muchas otras sin tener que tomar un avión. Anímense a probar un plato nuevo y diferente en el restaurante que acaba de abrir. Será el lugar perfecto para reunirse nuevamente y disfrutar de una entretenida experiencia juntas.
4. De copas
Cuando se junta un buen grupo de amigas y se suma buena música, sin duda se formó la rumba. Aprovechen para tirar unos pasitos y cantar hasta que no haya voz. Anímense a probar un cóctel distinto cada una para refrescar e innovar. Pero eso sí, sólo uno o dos, nada de pasarse de la raya. El glamour ante todo.
5. Tarde de té
No podía faltar una tarde al estilo de la crème. La mejor parte es que no tienes que conformarte con el té de siempre. En el mercado hay una extensa variedad de sabores y aromas para el deleite de todas. Prepara unos canapés o unos pastelitos dulces y sorprende a tus amigas con tu don de anfitriona.
Esperamos que con estas ideas tu reencuentro entre amigas sea uno de esos momentos que te quedan para siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada